Succión ineficaz cuando la toma es aparentemente correcta. En osteopatía en alicante

 

 

 

 

 

 

Lactancia materna:

Succión ineficaz cuando la toma es aparentemente correcta

 

He aprendido a detectar algunos casos difíciles en los primeros días de lactancia materna que se ven muy beneficiados de tratarse con osteopatía.

Los profesionales han podido revisar una o más tomas y aparentemente la posición y succión son correctas.

 

Mamá:

         Dolor en el pecho durante las tomas

         Grietas en forma de raya horizontal en la punta del pezón

         Ingurgitación mamaria cuando viene la subida de la leche (pechos muy duros)

         Sensación de que el bebé le muerde el pezón

Bebé:

         Signos de que pasa hambre, demanda constante, llanto irritativo  porque no se sacia tras las tomas, o todo lo contrario, el bebé está adormilado cada vez más o incluso deshidratado

         Puede haber hiperbilirrubinemia, bebé muy amarillo

         Las heces siguen siendo meconiales o de transición o están ausentes y puede haber ausencia de orina o poca cantidad

         Al revisar el reflejo de succión introduciendo un dedo en la boca del bebé se observa que en lugar de succionar llevando la punta del dedo hacia el fondo de  la boca, hacia la garganta, el dedo queda en la parte anterior de la misma, subiendo hacia el paladar anterior y puede notarse también mordisqueo con las encías.

         Pérdida de peso excesiva.

Lo que ocurre aquí es que la técnica del bebé no es la adecuada a pesar de que su madre lo coloca en buena posición al pecho. El cierre de la boca es aparentemente bueno pero no se realiza una succión eficaz y por lo tanto la transferencia de leche es insuficiente.

Se necesita rectificar la forma de succionar del bebé y eso se puede conseguir con un tratamiento de osteopatía sacro-craneal. Normalmente mejora mucho en la primera sesión y se resuelve en 2 o como mucho en 3 sesiones, de la siguiente manera:

         El bebé mejora la técnica de succión

         Comienza a vaciar mejor el pecho

         Se sacia tras las tomas y regula su ritmo de tomas al pecho y sueño

         El pecho se vacía correctamente cediendo la ingurgitación y evitando una posible mastitis

         Las tomas ya no son dolorosas al mejorar la técnica de succión

         El bebé comienza a alimentarse correctamente y empieza a ganar peso adecuadamente

         Las deposiciones se normalizan comenzando a realizar 6 o más orinas al día y heces amarillo mostaza por estar ya digiriendo la leche materna.

         Con las heces se elimina la bilirrubina corrigiéndose la coloración amarilla y bajando las cifras de bilirrubina en sangre

         Las grietas comienzan a cicatrizar y ya no aparecen nuevas lesiones

En pocos días se consigue revertir la situación y se logra una lactancia materna eficaz.

por: Isabel robles martínez (Matrona)



Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies